¡NO MÁS MANCHAS EN TU DOTACIÓN!

uniformes-linea-ejecutiva

En Mevecol nos importa mucho tu bienestar y el de tu dotación por eso seguimos dándote consejos para tu cuidado. Sabemos que con el trajín del día a día y según el tipo de profesión, un uniforme puede sufrir distintos tipos de manchas de sudor, maquillaje y desodorante hasta de tinta, fluidos o comida. En este artículo hablaremos de cómo quitarlas para evitar el desgaste de las prendas.

 

1. Maquillaje: Cuando es una mancha de una base maquilladora y es reciente no necesitas lavar la prenda, solo basta con frotarla con un algodón o una toallita desmaquilladora si cuentas con ella. Si la mancha lleva algún tiempo se puede aplicar solo un poco de talco y lavas la prenda como usualmente lo haces.

En el caso de una mancha de labial el proceso cambia, se puede frotar la zona con un trapo limpio con jabón líquido transparente (el que desees), luego usar agua para quitar los residuos de jabón y repetir el proceso si es necesario. También puedes ponerle alcohol a la mancha para que salga un poco y luego lavar normalmente.

2. Desodorante: Quitar esta mancha es simple, solo tienes que frotar con un trapo y si esto no es suficiente humedécelo un poco y con esto basta.

3. Sudor: Deshacerse de las manchas depende principalmente del color de la prenda y de lo delicado que sea el tejido.

– Prenda a Color: Un paño humedecido con agua más amoniaco y frotarlo con la mancha funciona perfecto. Si prefieres puedes reemplazar el amoniaco por vinagre mezclado con agua, remojas la prenda por 20 minutos dentro de un recipiente y luego la lavas normal. Si la mancha es muy amarilla te recomendamos dejar remojando la prenda en agua y bicarbonato aproximadamente 25 minutos.

– Prendas Blancas: Mezclar el detergente con bicarbonato ayudará a sacar las manchas de estas prendas, además que ayuda a que las prendas no tengan mal olor. También el agua oxigenada las quita efectivamente.

– Prendas Oscuras: El amoniaco con agua, al igual que con una prenda a color se puede humedecer un paño o si prefieres una esponja, frotarlo sobre la mancha y lavarlo normalmente. Verter un poco de vinagre en un vaso de agua tibia además añadirle 3 ó 4 cucharadas de bicarbonato es una solución eficaz al momento de aplicarlo en las zonas afectadas, después de esto se inicia el ciclo normal de lavado.

4. Sangre: El agua oxigenada se vierte encima de la mancha, se deja actuar unos minutos y luego se lava la prenda con agua fría. El jabón líquido transparente también puede funcionar poniendo un poco sobre la prenda remojada con agua líquida.

5. Comida:

– Salsa de Tomate: Después de quitar los residuos de salsa, unas cuantas gotas de vinagre bastarán para quitar la mancha. También frotar la prenda con sal en compañía de movimientos circulares funciona perfecto.

– Café: La solución es muy sencilla, poner un poco de bicarbonato sobre la mancha y frotar con un trapo humedecido en agua fría. Luego puedes lavar la prenda normalmente.

– Jugo: Te recomendamos humedecer la prenda con agua fría y jabón líquido de platos aunque es mucho mejor si cuentas con detergente líquido.

6. Grasa: Lo recomendable antes de empezar a remover la mancha es limpiar el exceso de grasa en la prenda, puedes hacerlo con un papel absorbente de cocina, esto hará más fácil tu labor. Luego usa un poco de talco o sal para terminar de quitar la grasa, déjalo actuar y con otro papel retirar los restos del agente absorbente. Después de hacer estos pasos aplica una pequeña cantidad de detergente y agua, con tus dedos puedes frotarlos con movimientos circulares y enjuaga con abundante agua.

7. Tinta: Las manchas de tinta son relativamente fáciles de quitar. Lo más común es poner un trapo o paño limpio preferiblemente blanco debajo de la prenda y encima de la mancha rociar un poco de alcohol, con otro paño limpio se limpia la zona con tinta y listo. Probablemente debes de repetir el proceso hasta que la mancha desaparezca. Evita usar detergente en polvo directamente en la zona afectada, pues este contiene químicos que puede causar una mancha definitiva. Tampoco restriegues muy fuerte la prenda ya que puedes acelerar su deterioración. Recuerda que entre más rápido trabajes por quitar la mancha será menos difícil quitarla y mejor será el resultado.

Para más información acerca de nuestras telas y su lavado visita nuestras líneas, en cada referencia encuentra los cuidados del producto que siguiéndolos a cabalidad, tu dotación perdurará por mucho tiempo.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: